Muchos arrancamos el nuevo año con varios propósitos: hacer más ejecicio, alimentarse más sano, ser más ordenado, bajar los niveles de estrés, tener más disciplina en lo que hacemos,  en resumen…cambiar de hábitos..

La idea es que podamos cumplirlos y hay herramientas que nos ayudan a desarrollarlo con más facilidad y efectividad como practicar Yoga… Esta disciplina ancestral que nos enseña a respirar mejor, a ser más conscientes de nuestra postura física y ante el mundo,  enraiza nuestro equilibrio, nos llena de fuerza y conecta con nuestro verdadero ser.

Si ya tienes tus propósitos para este 2019, te invito a que añadas practicar yoga. Si aún no tienes claros tus propósitos, también te invito a que empieces a practicar de yoga, y verás como esta propia práctica te ayudará a observar qué podrías mejorar en tí.

¿Ya tomaste la decisión?, ahora, qué debes saber si no lo has practicado nunca, antes de empezar a hacerlo.

  1. Empieza con Clases de Yoga: En VibraYoga arrancamos nuestras clases este 15 de Enero.
  2. Si vas a comenzar a practicar Yoga,vas a necesitar ropa cómoda que te permita moverte con facilidad
  3. El Yoga se practica descalzo, tanto para mantener un buen contacto con la colchoneta como para evitar los resbalones que pueden causar los calcetines sobre esta.
  4. Vas a tu propio ritmo y cada día te enseña algo diferente.
  5. Vuelve tu práctica un habito: lo más importante es empezar, dar ese primer paso, una vez lo consigas con el tiempo iras observando mejoras y beneficios, tu mismo cuerpo te “demandará” que sigas practicando.
  6. Adelante siempre  ANIMO!!!