Entradas

Has escuchado sobre los beneficios de la meditación pero crees que no te alcanza el tiempo de tu día para poder realizar esta práctica?

Aquí te compartimos un video explicativo donde te muestra y guía la forma de empezar a meditar en tan sólo un minuto y cómo puedes ir aplicandólo a lo largo de tu día.

after

Definitivamente, cada persona observa los acontecimientos y los asimila de maneras diferentes. Por eso es que hay tantas variadas opiniones acerca de las experiencias de nuestra propia vida y en este caso en particular sobre las películas de cine. La semana pasada, a pesar de los diferentes comentarios que escuchamos acerca de la película Después de la Tierra protagonizada por Will Smith y su hijo Jaden Smith, fuimos a verla y como no teníamos expectativas al respecto, nos gustó mucho.

Después de salir de la sala de cine, con mi pareja nos quedamos analizando lo que más nos llamó la atención de este film y qué enseñanzas podríamos sacar al respecto y destacamos lo siguiente:

earth

  • La unión familiar es importantísima para fortalecer seguridad en sí mismos en los niños. Los hijos de padres que no les dedican tiempo por estar muy ocupados con el trabajo y otras cosas “más importantes” son más inseguros.
  • Los padres  guían, indican, muestran el camino, pero no pueden vivir la vida por los hijos. Cada uno vive su propia vida y tiene su propia misión.
  • Cuando nos alteramos o  estresamos, perdemos nuestro centro. Debemos entonces, dedicar un momento para respirar y concentrarnos, de lo contrario divagamos sin rumbo. Cuando le pasaba esto al hijo en la película, el padre le decía “arrodíllate”. Yo lo interpreto como “concéntrate, recuerda tu esencia y guíate por ella”.
  • El peligro es real, pero el miedo es una opción. Cuando eliges la opción del miedo te inmovilizas y quedas vulnerable a lo que pueda pasar. En la película el miedo es la única forma en que un monstruo puede detectar un ser humano y destruírlo.
  • En la película, el Planeta Tierra se convirtió en un lugar hostil y poco apropiado para los humanos, supongo que en defensa propia. ¿Será que tendremos que llegar a esos extremos para valorar y respetar nuestro Planeta?

 

La historia de Ryan nos muestra que cuando tenemos un sueño respaldado por el deseo de realizar buenas acciones, no importa nuestra edad, ni el dinero…todos los obstáculos  van desapareciendo con nuestro empeño de lograr la meta deseada.

Cuando Ryan tenía 6 años en su escuela le contaron  las condiciones en que viven los niños de África. Esta historia hizo que Ryan se conmoviera profundamente al saber que en este lugar algunos hasta mueren de sed y que no hay pozos de dónde sacar agua, a diferencia de  él que le bastaba dar unos pasos para que el agua saliera del grifo durante horas.

Ryan averiguó cuánto costaría llevarles agua. La maestra recordó una organización  llamada WaterCan dedicada al tema y le dijo que un pequeño pozo podía costar unos 70 dólares.

Cuando llegó a su casa dijo a sus padres que necesitaba 70 dólares para comprar un pozo para los niños africanos.  Ellos le contestaron  que debía ganárselos él mismo por medio de tareas en casa con las que Ryan se ganaba algunos dólares a la semana. Finalmente reunió los 70 dólares y pidió a su madre que lo acompañara a la sede de WaterCan para comprar su pozo para los niños de África.

En esta organización le informaron que el costo de perforación de un pozo era realmente 2000 dólares y a pesar de que la mamá de Ryan le dejó claro que ellos no tenían ese dinero, esto no fue impedimento para anunciar que volvería nuevamente con esa cantidad.

Empezó a hablar con todas las personas a su alrededor, los clubes de servicio, grupos escolares, a quien quisiera escuchar su historia para que pudiera recaudar el dinero para hacer realidad su meta.

Contagiados por su entusiasmo, todos se pusieron a trabajar : sus hermanos, vecinos y amigos. Entre todo el vecindario lograron reunir 2000 dólares trabajando y haciendo mandados y Ryan volvió triunfal a WaterCan para pedir su pozo.
En enero del 99 se perforó un pozo en un pueblo al norte de Uganda. Este fue el primero pues a partir de ahí Ryan no ha parado de recaudar fondos y viajar buscando apoyos.

En la actualidad Ryan Hreljac tiene su propia fundación llamada Ryan’s Well y llevan más de 400 pozos realizados en África.

En palabras de Ryan: Si quieres hacer un cambio positivo en el mundo, debes encontrar algo que te apasiona y tomar medidas para actuar. Para mí, el tema es el agua y el saneamiento.

Ryan-Hreljac

Una persona realmente inteligente limpia sin cesar su espíritu y mente. De hecho, tú, cada día dedicas un momento al aseo corporal y material, ¿pero cuánto tiempo consagras a limpiar tu mente y tu alma?

Una ley espiritual asegura que el pensamiento determina nuestro comportamiento.

Tu alma y mente están condicionadas por un sistema de emociones y creencias que te conviene reprogramar. Según la ley de atracción, llamas a tu vida lo que crees y piensas.

Si tus creencias y emociones son negativas, a tu vida llegará lo oscuro, porque eso es lo que atraes, pero si son de amor y satisfacción, tu mente, alma y vida se llenarán de luz y paz. Elige limpiar tu alma de todo lo que la contamina.

La desconfianza, el miedo, el rencor, la culpa, la infravaloración y el orgullo, son basura. En especial, necesitas ser muy cuidadoso con estas siete emociones tóxicas: Odios, culpas, miedo, rabia, tristeza, celos, envidia. Busca por todos los medios que lo exterior, por más horrible que parezca, no afecte tu mundo interior. Eso es lo que logra el sabio y, por eso, permanece imperturbable cuando todos se alteran.

Una gran ayuda para estar armonizado y tener buenas emociones es regalarte pausas refrescantes para relajarte, orar y meditar. Puedes hacerlo en silencio o con música serena; también, visualizando algo hermoso o enfocado en tu respiración pausada. Hay muchas formas de meditar, y una de ellas es hacer muy bien lo que estás haciendo, sin distracciones.

Vive lo que haces cuando comes, caminas, lees o te bañas. Haz eso y nada más que eso. Hagas lo que hagas, hazlo totalmente, inmerso en lo que vives y apartado de todo lo demás. Entonces, no es raro que, de pronto, te sientas como flotando, en un estado sereno de fluir como el agua.

Parece raro, pero pocas personas logran hacer algo con toda el alma, porque su mente anda errática. Mientras comen o se bañan ella está en otro lugar, y necesitan aquietarse y controlar a la ‘loca de la casa’.

Por eso dijo un sabio: “cuando te sientes, siéntate; cuando camines, camina; cuando ores, ora”. Aprende a respirar, huye del ruido y el acelere, y vive lo que haces en un estado de meditación serena y sin temores.

Al violento y el envidioso casi siempre un gran miedo los apresa, devora y desequilibra. Ese miedo, en buena medida, nace de una gran inseguridad y serios vacíos emocionales.

El agresor infunde temor, quiere mostrar una fuerza que no tiene, y atacando, camufla su debilidad y fantasmas internos. El miedo es el motor de muchas reacciones dañinas: agresión, ira, engaño, envidia, celos. ¿Cómo amansar el temor? Reconociéndolo, afrontándolo, amándose y buscando la paz interior. Cuando un agresor recibe amor se desarma, ya que no hay antídoto más poderoso que el amor puro.

Con amor, trató Jesús a todos, cambió corazones, sanó heridas internas y llenó todo de luz. Haz todo con amor y verás como las tempestades se calman y los espíritus se desarman.

Autor: Gonzalo Gallo


El 4 de abril de 1968, Martin Luther King fue asesinado en Memphis. Tenía 39 años y ya era una figura dominante en Estados Unidos y en el panorama mundial. Fue conocido como un líder de los derechos civiles, pero también fue un activista por la eliminación de la pobreza y un fuerte crítico de los EE.UU. en la guerra de Vietnam.

King siguió los pasos de Gandhi, creyó en la no violencia y la paz, y en contra de la opinión de muchos de sus seguidores habló poderosamente en contra de la guerra. El compromiso de King con la paz y sus fuertes declaraciones en contra de los EE.UU. en la guerra de Vietnam han sido a menudo omitidos al recordar su legado.

Tres semanas después del asesinato, su viuda, Coretta Scott King, pronunció un discurso en la ciudad de Nueva York que King  había previsto dar. En ese discurso, leyó algunas notas que su esposo había escrito en la preparación de su  lectura, Diez Mandamientos en Vietnam. Estos son:

1. No has de creer en una victoria militar.

2. No has de creer en una victoria política.

3. No has de creer que el pueblo vietnamita nos ama.

4. No has de creer que el gobierno de Saigón cuenta con el apoyo del pueblo.

5. No has de creer que la mayoría de los vietnamitas del Sur ven al Viet Cong como terroristas.

6. No has de creer en las cifras oficiales de norteamericanos o enemigos muertos.

7. No has de creer que los generales son los que saben mejor.

8. No has de creer que la victoria del enemigo significa el triunfo del comunismo.

9. No has de creer que el mundo apoya a los Estados Unidos.

10. No matarás.

King sabía hablar sobre la verdad del poder, y en su valor y  compromiso radica su propio poder. Si hubiera vivido más años, habría sido una enorme fuerza para imponer la paz en Estados Unidos y el mundo. Sus mandamientos contrastan con la cómoda actitud de nuestros dirigentes que mienten sobre la guerra, las que son tan ampliamente aceptadas sin cuestionamiento.


Los científicos subrayan el hecho de que el número de hogares formados por una sola persona en los países occidentales se ha multiplicado en las últimas tres décadas. En la actualidad, una de cada tres personas en Estados Unidos y Reino Unido viven solas.

Según una investigación, a los participantes se les preguntó si vivían solos o con otras personas. También se les cuestionó sobre el apoyo social con el que contaban, su ambiente laboral, educación, ingresos y las condiciones de su vivienda, así como sobre sus hábitos de consumo de alcohol y tabaco, y el ejercicio físico que practicaban.

Los investigadores descubrieron que la gente que vive sola compró un 80% más de antidepresivos en los años que duró el estudio que los que vivían acompañados.

El riesgo real de sufrir problemas mentales para la gente que vive sola podría ser incluso mayor. Este tipo de estudio por lo general subestima algunos riesgos, ya que la gente más propensa a sufrir problemas mentales son los que menos se prestan a que se les haga seguimiento. Tampoco fuimos capaces de averiguar cuán comunes eran las depresiones no tratadas.

Los investigadores creen que vivir con otras personas puede proporcionar soporte emocional y sentimientos de integración social, así como otros elementos que protegen contra los problemas de salud mental.

Vivir solo puede estar asociado con sentimientos de aislamiento y a una falta de integración social y confianza, que son factores de riesgo para la salud mental.

El estudio asegura que todos los factores involucrados deben ser tratados para reducir la incidencia de la depresión en las personas en edad de trabajar. El aumento en el número de personas que viven solas tiene un impacto en la salud mental de países como Reino Unido.

La soledad y el aislamiento hacen que la gente tenga menos oportunidades de hablar sobre cómo se sienten, que es algo que sabemos puede ayudar a solucionar los problemas de salud mental.

Si usted vive solo, visite o invite amigos a su casas, trate de hacer reuniones y ampliar su circulo social.


“Los buenos desempeños de los trabajadores pueden llegar a desaparecer si no reciben ningún tipo de reconocimiento, aprecio o valoración por la labor que realizan”: B. F. Skinner. Claro, muchos jefes pensarán que recibimos un salario por hacer nuestro trabajo, sin embargo lo bueno que uno hace como empleado podría ser apreciado por los superiores.

Un especialista del tema asegura que: “todos parecen entender que no es fácil que te suban el sueldo o que es algo que puede que ni esté entre los poderes del jefe directo, pero escatimar una palabra amable, un apoyo especial, un reconocimiento del esfuerzo realizado… eso ya es más difícil de comprender”.

¿Por qué a los jefes les cuesta tanto felicitar a sus subordinados? Para otros es egocentrismo. Les cuesta felicitar a los empleados porque nos encanta el reconocimiento individual y nos olvidamos de pluralizar y compartir con los demás los logros.

¿Qué se puede hacer al respecto? Lo primero es olvidarse de la actitud del jefe malo; la obsesión por pillar en una falta a los empleados y orientarse a lo que los demás van a hacer bien.

Hay que pensar positivamente, hay que ser conscientes de que a todos nos gusta que nos reconozcan el esfuerzo y no que sólo nos critiquen lo que no hacemos bien. Hay que intentar ver más allá de los resultados, y valorar también las actitudes. Hay muchas cosas que podemos reconocer: el compañerismo, la colaboración, la asunción de riesgos, la toma de decisiones, la autosuficiencia, la iniciativa.

Las felicitaciones son positivas, pero deben estar justificadas y no convertirse en rutinario. La primera vez que uno recibe un reconocimiento surte efecto, pero si se hace rutinario pierde valor. Es importante felicitar cada vez que se quiera reforzar una conducta, pero luego debe hacerse de forma irregular.

Eso sí, hay que tener en cuenta que es mejor pasarse que quedarse corto. Una felicitación de menos puede ser suficiente para tirarse el ánimo de un colaborador.

No hay que esperar ver los resultados para felicitar, lo mejor es hacerlo en el camino hacia la consecución de objetivo: valorar el esfuerzo, la ampliación de la jornada, la sobrecarga de tareas, la actitud. Reconocer lo que ya se ha conseguido es una obviedad que tiene mucho menos impacto en el ánimo del empleado.


El fisiólogo Hans Seyle describe el estrés como una respuesta orgánica de tres fases:

Fase de Alarma: Preparación de respuestas adaptativas.

Fase de Resistencia: presentación de respuestas y participación de procesos emocionales y psíquicos, para restablecer el equilibrio.

Fase de Agotamiento: cuando el organismo ya no es capaz de generar más respuestas adaptativas, se satura la capacidad de adaptación y se presenta la desadaptación alterándose la homeostasis orgánica.

Las anteriores fases indican lo nocivo que puede llegar a ser el estrés, pero aún así no es causa directa de enfermedades. El estrés no causa la enfermedad sino que impide la recuperación porque baja las defensas del cuerpo y aumenta la sensibilidad de la persona a los problemas físicos que han existido anteriormente.

Múltiples estudios clínicos han demostrado que la palabra más adecuada para describir la relación entre estrés y salud es impacto, pues los factores psicosociales no son causa de enfermedad, sino que desempeñan un rol en la alteración de la susceptibilidad del paciente a las enfermedades.

Estudios han demostrado que estresores potenciales como: grandes cambios en la vida, situaciones vitales crónicas y pérdida del apoyo social, están relacionados con enfermedades cardiovasculares, debido a que la secreción de hormonas durante el estrés parecen contribuir en este tipo de enfermedades, ya que: incrementan la tendencia de coagulación de la sangre.

En cuanto a la contracción de enfermedades infecciosas como virus del herpes o de la gripe, el estrés influye ya que debilita la acción del sistema inmunológico.

Dentro de los direfentes estelos de liderazgo, tenemos los siguientes:

Estilo Directivo es aquel en el que el líder no solicita la opinión de sus subordinados y da instrucciones detalladas de cómo, cuándo y dónde deben llevar a cabo una tarea para luego examinar muy de cerca su ejecución.

Estilo Participativo es aquel en el que los líderes piden a los subordinados su opinión, información y recomendaciones, pero son ellos quienes toman la decisión final sobre lo que se debe hacer.

Estilo Delegativo conlleva ceder a los subordinados la autoridad necesaria para resolver problemas y tomar decisiones sin antes pedir permiso al líder.

Estilo Transformacional este líder “transforma” a los subordinados retándolos a elevarse por encima de sus necesidades e intereses inmediatos, hace hincapié en el crecimiento individual de sus colaboradores. Posee la habilidad de conectar los problemas de su entorno actual con una visión decisiva del futuro y se convierte en agente de cambio.

Estilo Transaccional este tipo de líder utiliza técnicas como la demotivar a los subordinados a trabajar ofreciendo recompensas o amenazando con castigos. Este tipo de líder únicamente consigue el compromiso de sus subordinados a corto plazo y hace que la gente tema tomar riesgos e innovar.

Estilo Estratégico, este líder ofrece la dirección e inspiración necesaria para crear una misión, visión y estrategias, que lleven alcanzar los objetivos. Dicho liderazgo está relacionado con la administración estratégica que fomenta la competitividad en las organizaciones. De esta manera el líder dentro de la organización debe tener un alto conocimiento de ella que le permita identificar sus fortalezas, debilidades, amenazas y oportunidades.

Estilo de apoyo se desempeña basándose en valores como: El trabajo en equipo, la descentralización en la toma de decisiones, la igualdad entre él y sus seguidores y el uso de un sistema de compensación del desempeño real de cada seguidor. Un buen líder de brindar seguridad a los seguidores para que tomen decisiones y tengan control sobre su trabajo.

Estilo de servicio, este líder transciende el interés personal para enfocarse en las necesidades de los seguidores e impulsarlos en el crecimiento profesional y emocional. Este líder se guía por los principios de: Impulsar a los seguidores para que reconozcan su fuerza espiritual y potencialidades, para esto el líder debe ser empatito hacia ellos; ganarse y mantener la confianza de los otros; tomar decisiones que vayan en beneficio del grupo; y escuchar activamente las opiniones y problemas de los seguidores.

Al pasar por una situación difícil las personas desean recibir palabras de apoyo y consuelo especialmente de su pareja. Quieren que su pareja entienda la situación y la dificultada por la cual esta atravesando, para sentir apoyo y así sentirse un poco mejor, incluso sin haberle contado la situación, sin habérsela explicado o sin asegurarse de que su compañero o compañera ha comprendido bien lo que está ocurriendo.

De este modo lo que hacemos es predisponer a nuestra pareja a fallarnos, ya que no le contamos muestro verdaderos sentimientos, ni la manera como afrontamos un problema dado. Cuando necesite apoyo, explique lo que esta pasando, recuerde que nadie puede leer su mente. De seguro si expone claramente su situación recibirá el apoyo que espera.

Talvez no sepa como expresarle la situación que lo aqueja, tal vez no haya encontrado el momento, como sea el caso. No deje pasar el tiempo y sáquese ese nudo en la garganta que lo esta asfixiando. Incluso al conocer y entender la situación tal vez su pareja pueda darle otro punto de vista y aliviar un poco su carga.

Debes buscar el apoyo de tu pareja de modo directo y no irse por las ramas, asumiendo que el o ella adivinarán por la situación que estas pasando.