Entradas

Todos hemos escuchado la conocida frase “El tiempo es oro”, que hace referencia a que el tiempo es el recurso más valioso que tenemos en nuestras vidas y desafortunadamente es el que más desperdiciamos.

Una de las formas en que lo desaprovechamos más comunes es que evitamos vivir en el momento presente, en el aquí y ahora pues ocupamos nuestro tiempo pensando en el pasado(lo que puede generar depresión si no ha sido muy grato o si no lo hemos aprovechado correctamente) o en el futuro(puede generar ansiedad debido al miedo constante que tenemos al cambio y a lo desconocido).
Otra forma de dejar pasar nuestro tiempo es permitirnos entretener en situaciones que nos desvían de nuestros objetivos, que pueden ser generadas por otras personas(y somos incapaces de decir no) o incluso por nosotros mismos.

En ocasiones pareciera que se nos pasa el tiempo volando o se escapa de nuestras manos o que tenemos tantas tareas por hacer que no sabemos ni por dónde comenzar.

Lo cierto es que el adecuado y eficiente manejo del tiempo es indispensable para cualquier empresa y este recurso bien utilizado puede hacer la diferencia entre el éxito y el fracaso en cualquier proyecto que emprendamos.

Se puede hacer una comparación del Tiempo con una Maleta:
Si organizo bien doblada la ropa y aprovecho todos los agujeros, me caben muchas cosas (maleta) o puedo realizar muchas cosas(tiempo).
Pero si empaco atiborrado y sin saber hacia dónde voy puedo llevar cosas que no utilizaré o me podrán faltar algunas que sí necesito, además de que no me van a caber. Igualmente en la comparación si no hago una correcta planeación y aprovecho todos los espacios en el día tampoco me alcanza en tiempo.

La percepción de tí mismo tiene un enorme impacto en cómo te perciben los demás. Confianza en sí mismo es la diferencia entre sentirse imparable y sentirse asustado de su ingenio.

Aquí te relacionamos algunas estrategias que ayudan para construir y aumentar la confianza en sí mismo.

1. Viste Bien

Aunque la ropa no hace al hombre, sin duda la forma en que te vistes afectará  la forma en que te sientes. Nadie es más consciente de tu apariencia física que tú mismo. Cuando no te ves bien, cambia la manera en que te comportas e interactúas con otras personas. En la mayoría de los casos, las mejoras significativas se pueden hacer por bañarse y afeitarse con frecuencia, usar ropa limpia, y conocer los estilos más recientes. Además de vestirte adecuadamente para la ocasión en que estés.

Esto no significa que tengas que gastar mucho en ropa. En lugar de comprar un montón de ropa barata, compra la mitad de muchos artículos selectos y de alta calidad. En el largo plazo, este gasto disminuye debido a que ropa de buena calidad se desgasta menos y te dura más tiempo. Comprar menos también ayuda a reducir el desorden en el armario.

2. Camina más rápido

Una de las maneras más fáciles para contar cómo una persona se siente acerca de sí misma es la de examinar su paso. ¿Es lento? ¿cansado? ¿O es enérgico y decidido? Las personas con alta confianza  caminan rápido. Tienen lugares para visitar, personas para ver, y  trabajo importante por hacer. Incluso si no tienes prisa, puedes aumentar tu confianza poniendo un poco de ánimo en tu paso.

3.
Lleva una buena postura

Del mismo modo, la forma en que una persona lleva su cuerpo, cuenta una historia. Las personas con los hombros caídos y movimientos letárgicos muestran una falta de confianza en sí mismos. Ellos reflejan que no están muy entusiasmados con lo que están haciendo y que no se consideran importantes. Al practicar una buena postura, automáticamente te sentirás más seguro. Párate derecho, mantén la cabeza erguida, y haz contacto visual. Vas a hacer una impresión positiva en los demás y al instante te sientes más alerta y con poder.

4. Realiza tu propio comercial

Una de las mejores maneras de construir la confianza está escuchando un discurso de motivación. Por desgracia, las oportunidades para escuchar a un gran orador son pocas y distantes entre sí. Puedes cubrir esta necesidad mediante la creación de un comercial personal. Escribir un discurso 30-60 segundos que pone de relieve tus puntos fuertes y tus objetivos. A continuación, recítalo frente al espejo en voz alta (o en el interior de tu cabeza, si lo prefieres) cada vez que necesites una inyección de confianza.

5. Gratitud

Cuando te centras demasiado en lo que quieres, la mente crea razones por las que no se puede tener. Esto te lleva a vivir en tus debilidades. La mejor manera de evitar esto es centrarte conscientemente en la gratitud. Dedica un tiempo cada día a realizar una lista mental de todo lo que tienes que estar agradecido. Recuerda tus éxitos del pasado, las habilidades únicas, las relaciones amorosas, y el impulso positivo. Te sorprenderás de lo mucho que tienes a tu favor y te motivará para dar el siguiente paso hacia el éxito.

6. Saluda a otras personas

Cuando pensamos en forma negativa acerca de nosotros mismos, a menudo proyectamos que sentir a los demás en forma de insultos y chismes. Para romper este ciclo de negatividad, adquiere el hábito de alabar a otras personas. Niégate a participar en chismes y comentarios degradantes, por el contrario busca resaltar lo más bonito o admirable de las personas que te rodean. Cuando buscas lo mejor en los demás, indirectamente, sacas lo mejor de ti mismo.

7. Siéntate en primera fila

En las escuelas, oficinas, y las asambleas públicas en todo el mundo, las personas se esfuerzan constantemente por sentarse en la parte posterior de la habitación. La mayoría de la gente prefiere la parte de atrás porque tienen miedo de ser notado. Esto refleja una falta de confianza en uno mismo. Al decidir sentarte en la primera fila,  puedes superar este miedo irracional y construir confianza en ti mismo. También serás más visible para las personas importantes que hablan de la parte frontal de la habitación.

8. Habla

Durante las discusiones de grupo muchas personas nunca aportan nada porque tienen miedo a que la gente los juzgue por decir algo estúpido. Este temor no está realmente justificado. De hecho la mayoría de la gente está luchando con los mismos temores. Al hacer un esfuerzo para hablar al menos una vez en cada grupo de discusión, te convertirás en un mejor orador público, ganarás más confianza en tus propios pensamientos, y podrás ser reconocido como un líder por tus compañeros.

9. Resuelve

La condición física tiene un efecto enorme en la confianza en uno mismo. Si estás fuera de forma, te sentirás inseguro, poco atractivo, y menos energético. Tener la disciplina para hacer ejercicio no sólo te hace sentir mejor, también te crea un impulso positivo que permanece constante en el resto del día.

10. Enfócate en el aporte

Con demasiada frecuencia nos vemos atrapados en nuestros propios deseos. Nos centramos demasiado en nosotros mismos y no lo suficiente en las necesidades de otras personas. Si dejas de pensar en ti mismo y te concentras en qué le estás dejando, enseñando o aportando al resto del mundo, no te preocuparás tanto en los defectos propios. Esto aumentará la confianza en ti mismo y tu aporte a la sociedad será más eficiente. Cuanto más aportes al mundo más serás recompensado con el éxito personal y el reconocimiento.

Ya habíamos hablado de la ley universasl de cero desperdicio, un desperdicio se genera cuando no disfrutamos o valoramos lo que tenemos, porque si lo disfrutamos lo vamos a cuidar.

En qué podemos desperdiciar?

En Recursos:

Agua: Podemos recoger el agua cuando nos duchamos de nuestro baño en una vasija y reutilizarla para descargar el inodoro. Utilizar una vasija en la cocina para lavar los platos, la llenamos una vez para enjabonarlos y luego otra para quitar el jabón a todos  juntos en vez de dejar el grifo abierto.Recoger el agua de la lavadora cuando termina de lavar nuestra ropa y reutilizarla para lavar el patio, limpiar pisos y también para descargar el inodoro.Alguna vez has medido la cantidad de agua que utilizas cuando te quitan el servicio de acueducto? La  que tienes recogida la haces rendir bastante cierto? Pues ahí aplicamos nuestro ingenio para aprovecharla, esto debería ser constante.

Alimento: Si acostumbras dejar sobras en tu plato, imagínate cuántos platos puedes llenar en una semana, en un mes, en un año con todas esas sobras si las juntas? Cuántas personas podrían alimentarse? Mejor aún cuánto dinero estás “botando a la basura”?. Sírvete menos para que no dejes sobras y si quieres más pues repites.

Recicla: Además de separar apropiadamente las basuras, lo orgánico (residuos de comida sin empaques de plástico ni papel) en una caneca y  lo inorgánico (plástico, etiquetas, papel).

Puedes hacerte responsable de tu propia basura y es a lo que debemos llegar en la medida de nuestras posibilidades. Si tienes espacio para sembrar, tienes materas o te gustan las matas puedes compostar el material orgánico y generar una excelente tierra llena de nutrientes para tus plantas sin necesidad de invertir dinero en comprar abonos adicionales.

Con el material inorgánico hay infinidad de usos y reutilizaciones que podemos darle, todo depende de nuestro ingenio,  reformar la ropa en otros modelos, o darle otro uso.

En Ubicación:

cuando acumulas objetos que ya no estás utilizando en mucho tiempo y que están ocupando  espacio valioso para que pueda fluir tu energía y adicional siempre hay alguien que los puede estar necesitando.

En Relaciones:

Cuando nos quejamos de los seres que están a nuestro alrededor, si tu no valoras las personas que tienes a tu alrededor, otras sí las valorarán y al final quedarás solo. Si te quejas de algo o alguien es porque no lo estás disfrutando.

En Oportunidades:

Crees que no se te presentan? Por qué no las ves? Pues porque te acostumbras a  vivir la vida de manera autómata, como robot. Por ejemplo, hay muchos caminos diferentes para llegar a tu lugar de habitación o a tu trabajo, cambia la ruta cada vez,  disfruta del cambio de paisaje y cultiva tu observación.  Encontrarás muchas alternativas viendo desde otro ángulo.

En la Tora de los judíos dice: “El hombre será juzgado por todo lo que se le dio para ser feliz y no lo hizo”

 

Problema 1.

Cuando la NASA comenzó con el lanzamiento de astronautas al espacio, descubrieron que los bolígrafos no funcionarían sin gravedad (o con gravedad cero), pues la tinta no bajaría hasta la superficie en que se deseara escribir.

Solución A): Resolver este problema, les llevó 6 años y 12 millones de dólares. Desarrollaron un bolígrafo que funcionaba: bajo gravedad cero, al revés, debajo del agua, prácticamente en cualquier superficie incluyendo cristal y en un rango de temperaturas que iban desde abajo del punto de congelación hasta superar los 300 grados centígrados.

Solución B): ¿Y qué hicieron los rusos? ¡Los rusos utilizaron un lápiz!

Problema 2.

Uno de los más memorables casos de estudio de la gestión japonesa fue el caso de la caja de jabón vacía, que ocurrió en una de las más grandes empresas de cosmética de Japón. La compañía recibió la queja de un consumidor que compró una caja de jabón y estaba vacía….  Inmediatamente las autoridades aislaron el problema a la cadena de montaje, que transportaba todas las cajas empaquetadas de jabón al departamento de reparto. Por alguna razón, una caja de jabón pasó vacía por la cadena de montaje. Los altos cargos pidieron a sus ingenieros que encontraran una buena y rápida solución del problema.

Solución A): De inmediato, los ingenieros se lanzaron a su labor para idear una máquina de rayos X con monitores de alta resolución manejados por dos personas y así vigilar todas las cajas de jabón que pasaran por la línea para asegurarse de que no fueran vacías. Sin duda, trabajaron duro y rápido.

Solución B): Cuando a un empleado común en una empresa pequeña se le planteó el mismo problema, no entró en complicaciones de rayos X, robots, equipos informáticos o complicados; en lugar de eso planteó otra solución. Compró un potente ventilador industrial y lo apuntó hacia la cadena de montaje. Encendió el ventilador, y mientras cada caja pasaba por el ventilador, las que estaban vacías simplemente salían volando de la línea de producción.

Problema 03.

Un magnate hotelero viajo a una ciudad Hindú por segunda vez en un año de distancia de su primer viaje. Al llegar al mostrador de un hotel inferior en estrellas a los de su cadena, el empleado le sonríe y lo saluda diciéndole:

“Bienvenido nuevamente señor, que bueno verlo de vuelta en nuestro hotel”.

Sorprendido en gran manera ya que a pesar de ser una persona tan importante, le gusta el anonimato y difícilmente el empleado tendría tan buena memoria para saber que estuvo allí un año antes, quiso imponer el mismo sistema en su cadena de hoteles ya que ese simple gesto lo hizo sentir muy bien.

A su regreso inmediatamente puso a trabajar en este asunto a sus empleados para encontrar una solución a su petición.

Solución A): La solución fue buscar el mejor software con reconocimiento de rostros, base de datos, cámaras especiales, tiempo de respuesta en microsegundos, capacitación a empleados, etc. Etc. Con un costo aproximado de 2.5 millones de dólares.

Solución B): El magnate prefirió viajar nuevamente y sobornar al empleado de aquel hotel para que revelara la tecnología que aplican. El empleado no acepto soborno alguno, sino que humildemente comento al magnate como lo hacían, y el dijo:

“Mire señor, tenemos un arreglo con los taxistas que lo trajeron hasta acá, ellos le preguntan si ya se ha hospedado en el hotel al cual lo está trayendo, y si es afirmativo, entonces cuando el deja su equipaje aquí en el mostrador, nos hace una señal, y así se gana un dólar”.

Moraleja: ¡No compliques tu trabajo!.. Concibe la solución más simple al problema..!.

Aprende a centrarte en las soluciones…! No en los problemas!