Terapia Gerson, un camino a la desintoxicación

Nuestro cuerpo se contamina con diversas sustancias tóxicas que causan cáncer y otras enfermedades. Estas sustancias tóxicas nos llegan a través del aire que respiramos, de la comida que comemos, de los medicamentos que tomamos y del agua que bebemos.

A medida que el uso de estas sustancias tóxicas aumenta y la incidencia del cáncer también, la Terapia Gerson no sólo brinda tranquilidad, además porque es necesaria. Se trata de un tratamiento natural que fortalece el sistema inmunitario, para poder tratar cánceres, artritis, enfermedad coronaria, alergias y otras enfermedades degenerativas.

Un aspecto importante es su naturaleza integradora e inclusiva. Se consumen diariamente trece vasos de jugos frescos, de frutas y verduras orgánicas, que proporcionan una cantidad abundante de nutrientes, enzimas y minerales. Luego, estas sustancias degradan el tejido enfermo del cuerpo, mientras que los enemas ayudan a eliminar la acumulación de toda la vida de toxinas en el hígado.

La Terapia Gerson reactiva de manera natural la magnífica capacidad de su cuerpo de curarse a sí mismo. Hay que prestarle mucha atención a esta filosofía de desintoxicar y reactivar al cuerpo es simple.

El Dr. Gerson, creador de la terapia, afirmaba: “Mantente cerca de la naturaleza y sus leyes eternas te protegerán”. Según él, las enfermedades degenerativas son causadas por alimentos, agua y aire tóxicos y degradados.

La Terapia Gerson busca regenerar el cuerpo para recuperar la salud, apoyando cada requerimiento nutricional importante inundando el cuerpo con los nutrientes de casi 9 kilos de frutas y vegetales orgánicos. Esta terapia va dirigida totalmente a Reparar el Sistema Inmune, por lo tanto, cura casi todas las enfermedades Cronicas y Desgenertivas, por ejemplo cancer. Cura enfermedades ya existentes en tu cuerpo y las futuras van a ser combatidas por Celulas Saludables.

[campo nombre=video]

[campo nombre=video2]

[campo nombre=video3]