El sabor dulce llena nuestra vida, lo disfrutamos al máximo, piensa en algo dulce en tu boca y de inmediato sientes como empiezas a secretar saliva “haciéndose agua en tu boca”.

Y es porque el dulce llena nuestra vida de calor y energía.

A nivel más sutil también decimos que una persona es dulce cuando es amorosa y cariñosa. Una dulce sonrisa es una sonrisa que recibimos con agrado y sentimos que nos llena también el alma de lindos sentimientos que nos recargan de energía y bienestar. Pero cuando una sonrisa o una caricia es fingida, sentimos que no está completa, que no se da con toda la mejor intención, la notamos y la sentimos incompleta, poco creíble.

Igual es en nuestra alimentación: necesitamos consumir alimentos enteros tal como vienen en la naturaleza. Cuando consumimos alimentos refinados, consumimos sólo una parte del alimento, está fraccionado y nuestro organismo lo recibe como incompleto y para su absorción necesita sacar de otras fuentes, incluso a veces del propio cuerpo para asimilarlo.

Dentro de los alimentos refinados más comunes que encontramos diariamente y que debiéramos evitar son el azúcar, aceites, harinas blancas de cereales como el trigo, sal de mesa.

Los encontramos completos en:

  • Azúcar: frutas en su estado natural o secas, panela, hojas de estevia.
  • Aceites refinados por aceites que sean de primera presión en frío. También alimentos que naturalmente tienen grasa son el aguacate, nueces, ajonjolí, linaza, coco.
  • Harinas blancas refinadas por harinas integrales sacadas del grano entero.
  • Sal de mesa por sal marina.

Si quieres sentirte saludable aliméntate completo en todos los niveles.

Es importante observar qué llevamos a nuestra boca a modo de alimento: que sea de la mejor calidad, lo menos procesado posible, que tenga los nutrientes necesarios, las pautas en como llevar una dieta sana.

Pero además debemos tener en cuenta que una dieta sana es sólo una parte de la nutrición ya que nuestro cuerpo es un sistema complejo de órganos, tejidos, conexiones, energía que para funcionar armónica y saludablemente se nutre de diferentes fuentes que también hacen parte de la alimentación consciente, como son:

Respiración: es el primer alimento que tenemos. Sin respirar no aguantamos mucho tiempo, cuestión de minutos sin respirar y podremos morir. Debemos ser conscientes de realizar respiración profunda en todo momento para oxigenar y alcalinizar todas las células, llevar nueva vida, nuevo aire para que pueda utilizarse en la renovación constante. Aprendamos de los bebés que llenan totalmente su abdomen en cada inhalación y lo contraen con cada exhalación.

Hidratación adecuada: Nuestro cuerpo físico es un 85% agua que está en constante movimiento utilizándose para todas las funciones vitales. De que nos hidratemos adecuadamente, depende que también podamos eliminar adecuadamente todas las toxinas. El mejor momento es en la mañana pues después de realizar las funciones de regeneración en nuestro momento de reposo, el cuerpo queda un poco deshidratado y gustosamente recibe y asimila bastante agua. Toma el hábito de beber por lo menos un litro de agua al levantarte.

Luz Solar: El sol es fuente de energía y vitalidad y nuestro cuerpo está diseñado para beneficiarse de él. Recibir la luz solar por lo menos 20 minutos al día nos hace aumentar la energía, alegría y ayuda a que nuestra piel fabrique la vitamina D, esencial para mantener huesos y dientes sanos.

Descanso adecuado y suficiente: el momento de reposo es aprovechado por nuestro organismo para restaurar y regenerar todas las células del cuerpo y al no conceder el suficiente descanso vamos agotando y dañando incluso parte de nuestras neuronas.
Este punto de la regeneración celular en el momento de reposo, lo podemos comprobar más fácilmente cuando tenemos gripe o alguna herida, si dormimos bastante y bien en ese tiempo, nos sanaremos más rápido que si dormimos poco.
La cantidad de horas de sueño al día varía de acuerdo a cada persona, aunque siempre nos han dicho que se debe dormir ocho horas, hay quienes necesitan hasta diez horas diarias para recuperarse. Todo organismo es particular y hay que aprender a conocernos para darle lo que necesita en el momento adecuado.

Actividad Física Regular: Cuando una máquina se queda sin utilizar se oxida y se va deteriorando lentamente. Igualmente es nuestro cuerpo, una máquina perfecta que necesita movimiento diario para “aceitar” articulaciones, tendones, activar circulación, fortalecer músculos y huesos y eliminar toxinas acumuladas.

Emociones y Relaciones saludables: Realizar actividades que nos alegren y nos motiven, tranquilicen y energicen cada día son clave para sentir emociones saludables, que nos nutran como amor, tranquilidad, felicidad, creatividad, liberación, desapego, aceptación, perdón, humildad, sencillez. Todos estos son estados que nos permiten vivir en armonía con la vida, fortalecer nuestras defensas y nuestra flora intestinal, secretar hormonas, renovar células etc. Por la misma razón es tan relevante que tengamos relaciones con amigos, pareja, compañeros que nos nutran y sean un aporte en nuestra vida de mutuo cuidado, respeto y valoración.

Contacto con la naturaleza: somos parte de la naturaleza y el tener contacto con la tierra, los árboles, plantas, agua de ríos y demás seres nos llena de energía y vitalidad al admirar su belleza y magnificencia.

Todas estas acciones ayudan a mantener el balance adecuado de alcalinidad en nuestro organismo, beneficiando grandemente nuestra salud en todos los aspectos.

Casi siempre de la forma como recibimos nuestro día,  depende el ánimo y forma de verlo y vivirlo hasta que termina.

Aquí relacionamos algunos tips o rituales  que nos sirven para aumentar el caudal energético y tener baterías recargadas permitiendo el desarrollo de todas las actividades en el transcurso del día.

Estos pasos están basados en recomendaciones que aparecen en el Aryurveda,antiguo sistema de  medicina tradicional originado en la India.

  1. Despertar:
    Independientemente de la constitución ayurvédica, es muy recomendable levantarse temprano todos los días, especialmente con la salida del sol. Incluso si  se tiene una salida de última hora, levantarse temprano siempre tiene sus beneficios, según el Ayurveda, ya que es el momento más fresco y puro del día y permite ajustar el cuerpo a la naturaleza.
    Al despertarnos, cambiamos de estado y debemos ayudar a nuestro cuerpo a pasar del estado de sueño a la vigilia. Hay que darse el tiempo para este cambio y no hacerlo bruscamente. Para recuperar la sensación corporal de una manera armoniosa podemos realizar suaves estiramientos de nuestras extremidades acompañados de rotación de articulaciones. Al mismo tiempo que va recuperando la movilidad y se toma consciencia de cada parte del cuerpo podemos agradecer por la salud y todas las bendiciones y dones con las que comenzamos el nuevo día.
  2. Eliminar:
    a) Cuando te levantas por la mañana, asegúrate de ir al baño de inmediato para vaciar la vejiga (y los intestinos). Esto ayuda a poner en marcha el sistema digestivo y eliminar las toxinas que se han acumulado durante la noche.
    b) Soplar la nariz (después de haber terminado el paso anterior), ya que esto ayuda a aumentar el consumo de oxígeno, y limpiar los canales – la puerta de entrada a los nadis.
    c) El último paso es la eliminación de desechos de la lengua. Según el Aryurveda la lengua refleja las cinco cavidades humanas(cráneo, garganta, torax, abdomen y pelvis) y durante la noche, la toxicidad de dichas cavidades viaja por el organismo depositándose en la lengua.  De allí la recomendación de limpiar la superficie de la lengua todas las mañanas: puede hacerse con el borde de una cuchara o con el “banta” una fina varilla con borde recto que usan los hindúes.
  3. Activar: Tener el estómago vacío es el momento perfecto para empezar a moverse en la mañana. Antes de tomar el desayuno, es ideal realizar práctica de yoga, elongaciones y estiramientos o  incluso sólo girar el mundo al revés en la posición invertida favorita durante 5 minutos . Las posiciones invertidas ayudan a limpiar la sangre de los pies a los órganos internos, además de que activan el sistema linfático.
  4. Estimular: Un delicioso ritual de la mañana para llegar directamente y limpiar su sistema digestivo es beber una taza de limón, miel y té de jengibre. Para hacer esto simplemente rallar un poco de jengibre fresco, colocarlo en su taza favorita y cubrir con agua caliente. Exprimir el zumo de un de limón fresco. Mezclar y dejar que repose un momento antes de poner la miel cruda (la miel a altas temperaturas  pierde nutrientes, por eso se debe añadir al final y cuando el té esté a una temperatura ideal para beber, no tan caliente).
  5. Tonificar: Después de beber el té, y mover tu cuerpo, viene un desayuno saludable. En el Ayurveda se cree que el desayuno no es necesariamente la comida más importante del día. Esto se debe al hecho de que estamos rompiendo el ayuno, y demasiada comida puede sorprender al sistema digestivo. Busque una opción de desayuno que sea apropiado para su constitución.

Es increíble cómo puede afectar la falta de una alguna especie en nuestro planeta. Es hermoso observar cómo sin darnos cuenta dependemos de esta interacción entre seres de diferentes especies.

Cada ser tiene una función y misión especial y si se extingue cambiaría radicalmente todo el funcionamiento del planeta incluso podría desencadenar las extinciones de otras especies incluída la humana.

Este es el caso de las Abejas que son los polinizadores  más importantes en frutas, verduras, flores y cultivos los animales de granja. Más de un tercio de la producción agrícola del planeta depende de la polinización de las abejas.

Estas pequeñas compañeras de planeta nos dan un servicio importantísimo para nuestra alimentación,  pero ellas no se dan cuenta de ello pues lo hacen solamente buscando su alimento, ya que toda la proteína que necesitan en su dieta la obtienen del polen y los carbohidratos que sacan del néctar de las flores. Mientras ellas se pasean en el supermercado de la naturaleza de flor en flor, van realizando la polinización tan necesaria para que se generen nuevos frutos y semillas.

Desde la segunda guerra mundial, la población de abejas ha mermado considerablemente. Las cifras apuntan un descenso de colonias de abejas de más del 50% con respecto a 1945. Sin embargo, hay lugares en el planeta en los que ya las abejas se han extinguido. Según Marla Spivak, esto se debe a que se cambiaron las prácticas agrícolas, pues antes  las plantaciones agrícolas se protegían con cultivos de cobertura que nutrían el suelo naturalmente como trébol y alfalfa. El cambio actual y desde esta época es que se fertiliza con agentes  sintéticos, se utilizan herbicidas para matar insectos y “malas hierbas” y muchas de estas últimas son plantas con flores que necesitan las abejas para sobrevivir. Adicionalmente , llegó la era del monocultivo que traducido para las abejas es un desierto verde enorme donde sólo puede encontrar un tipo de alimento o nada.

En países donde no hay abejas se les paga a personas para que realicen la polinización de manera manual, pero los resultados son poco o nada significativos en comparación con los realizados por las abejas. En otros países, se trasladan a los grandes monocultivos camiones cargados  de cajones repletos de abejas en su interior, con el fin de soltarlas y que realicen la polinización.

Einstein dijo alguna vez “si las abejas desaparecen de la superficie de la Tierra, entonces al hombre le quedan sólo cuatro años de vida”. Estamos en un punto crucial para hacer un cambio , si queremos seguir existiendo.

Soluciones? Algunas universidades como Sheffield y Sussex ubicadas en el Reino Unido y Harvard y Northeastern ubicadas en Estados Unidos trabajan en la creación de modelos de abejas mecánicas y  enjambres de abejas-robot en miniatura capaces de polinizar las flores, haciendo el trabajo más duro de estos incansables insectos.

abejarobot

Pero y qué pasa con el propóleo, miel, jalea real? Que también son productos valiosos que estas amiguitas fabrican. Y si el problema apareció desde que cambiamos la agricultura natural por una más artificial llena de productos sintéticos, será prudente seguir por el camino de esta artificialidad creando “nuevos modelos robóticos” de seres vivos? Acaso debemos estudiar  más alternativas y soluciones?

En esta maravillosa conferencia dictada por Marla Spivak puedes ampliar esta información y encontrar las acciones a seguir por cada persona para ayudar a las abejas, que además de sencillas, nos llenarán de colores y aromas nuestros jardines:

Plantar flores nativas amistosas con las abejas  y no contaminar con pesticidas estas flores por ejemplo: lavanda, salvia, nepeta, cilantro, tomillo, hinojo, borraja, azafrán, ranunculus, alcea, anémone, galanto, geranio, caléndula, aliso de mar, amapola, girasol, zinnia, cleome, heliotropo y muchas más.

  1. Coma, si es mucho, tres veces al día, pero más sano es comer dos veces. No hay que comer nada durante el intervalo de una comida a otra, pues el estómago también necesita su descanso. El que come tres veces no debería ingerir la tercera comida muy tarde. La cena debe ser liviana.
  2. Cuanto más sencillamente se come, mejor es para el estómago. Preferible son las frutas y verduras que ofrece la estación del año. Las comidas crudas se alistan recién antes de comer para que mantengan su frescura y se tornen deliciosas.
  3. No coma nunca frutas y verduras juntas, pues son incompatibles.
  4. Para obtener la salud hay que masticar bien todos los alimentos. En la boca comienza el proceso de la digestión.
  5. No bebas en las comidas, sino un tiempo antes o después, para no interrumpir la buena digestión.
  6. Evita la sal, lo más que puedas, especialmente en comidas crudas porque ella provoca el reumatismo, perjudica los riñones y el hígado. Nunca emplees vinagre, es muy perjudicial.
  7. No hay que endulzar la leche con azúcar, porque provoca fermentación; el que desee endulzarla, que lo haga con miel.
  8. Coma, más vale de menos que de más, porque la mayoría de los hombres se enferman y mueren prematuramente por el exceso en las comidas.
  9. Estad alegres en la mesa y agradecidos a Dios, evitando toda excitación e indignación, para no entorpecer la buena digestión.
  10. El movimiento moderado favorece la digestión. El que permanece mucho tiempo sentado sufrirá de trastornos digestivos y otros males más. No debe trabajar intelectualmente enseguida de haber comido, porque así también se interrumpe la digestión.

Carlos Kozel

Con el boom de “salvar el planeta” a veces recurrimos a soluciones a las que podría aplicarse el dicho: “es peor la cura que la enfermedad”.

Este es el caso de las bombillas fluorescentes compactas de bajo consumo pues si es cierto que nos ahorran energía, también lo es que se deben manipular con extrema precaución pues pueden ser bastante contaminantes porque contienen mercurio y otros tóxicos en su interior.

Por ello debemos  evitar que estas bombillas caigan al suelo, se rompan y liberen su mercurio, incluso después de fundirse debemos tener un cuidado especial, pues NO SE DEBEN LLEVAR AL CONTENEDOR DE LA BASURA corriente sino separar y averiguar en qué lugar de tu ciudad se pueden depositar que sea seguro para no contaminar el medio ambiente.

Y en caso de romperse, la Agencia Federal Alemana de Medio Ambiente recomienda abandonar la habitación durante al menos quince minutos, luego  abrir puertas y ventanas y dejar que se ventile por otros quince minutos, después se pueden recoger los pedazos de bombilla teniendo la precaución de ponerse guantes y tapabocas desechables y con la ayuda de un pedazo de papel o cartón (para no manipularlos directamente) y meterlos todos dentro de una bolsa o frasco que se pueda sellar, no utilizar la escoba o aspiradora para evitar que se disperse.

El mercurio es un metal pesado que de acuerdo a la opinión de Gary Zörner, científico alemán: “Hasta la cantidad más insignificante de mercurio reduce el coeficiente intelectual…es una neurotoxina muy severa que puede dañar gravemente otros órganos y también el sistema inmunológico…habría que hacer todo lo posible para que a nivel mundial no se extraiga ni entre en circulación”.

A continuación puedes ver un documental donde se amplía esta información en detalle, que aunque para muchos puede ser controversial, la enseñanza que nos deja es que debemos ser cada vez más conscientes de los componentes de los productos que compramos y no simplemente dejarnos llevar por lo que nos imponga la sociedad.

Siempre hay opciones y otras alternativas, en este caso la mejor sería cambiarnos a bombillos led pero teniendo en cuenta que aún son bastante costosos, se podrían utilizar bombillos ahorradores halógenos.

yogur

Desde que me conozco, la industria alimentaria ha invertido demasiada publicidad señalando que los productos lácteos son indispensables para un buen desarrollo de las funciones vitales para el ser humano, y después de que los niños dejan de tomar leche materna humana, se continúa su alimentación basada en leche de vaca.

Han hecho un buen trabajo porque tenemos esa idea tan arraigada que muchas personas no conciben su vida sin consumir lácteos de origen animal. Incluso, si son “intolerantes a la lactosa”, prefieren consumir un tipo de leche “deslactosada”, o sea refinada o fraccionada que dejar de consumirla totalmente.

Observando la naturaleza, nos damos cuenta que ningún animal en su estado salvaje consume leche después de su destete y menos leche de otra especie.

La sola idea de consumir leche de alguna mujer de nuestra familia que esté lactando nos parece repulsiva. Esto se debe a que la leche materna humana la necesitamos sólo en nuestros primeros años de vida, es por esto que nuestro cuerpo hasta el momento del destete segrega la enzima lactasa que ayuda a desdoblar la proteína lactosa de la leche. En adelante, como dejamos de producir dicha enzima, no asimilamos correctamente este alimento y por eso en parte se genera la intolerancia. Tampoco es agradable la idea de un humano tomando leche directamente de la ubre de la vaca.

vaca

Y es en parte lo que genera la intolerancia, porque cada tipo de leche es adecuada para cada tipo de cría: así la leche de vaca es ideal para los terneros, la leche de cabra para sus cabritos, la leche de humano para los bebés.

Cada una tiene una composición diferente adecuada para cada especie. Así por ejemplo el porcentaje de proteína de la leche humana es un 0.9% y el de la leche de vaca de un 3 a 4%.

La composición química de la leche de vaca  con respecto a la leche humana es diferente no sólo en proteína sino también en grasa, calcio y otros nutrientes, con lo que al ingerir leche de otras especies creamos desequilibrios internos en nuestro organismo que producen enfermedad.

Esto lo aprendió en su propio cuerpo Jane Plant1, geóloga y química británica, quien tuvo cáncer de seno, y descubrió después de investigaciones acompañada de su esposo, la relación existente entre el cáncer y el consumo de lácteos. Se dio cuenta que en los países orientales no se consume leche de vaca habitualmente y la tasa de cáncer en China en el momento de su estudio era de 1 de cada 10.000 mujeres y en su país Inglaterra era de 1 de cada 12 mujeres. Experimentando, dejó de consumir leche de vaca y todo tipo de lácteos como yogurt, queso y sus derivados y, con sorpresa para ella y los médicos que la trataban, en cuestión de pocos días su cáncer con metástasis avanzadas se desvaneció y desapareció. Este caso lo tiene documentado en su libro “Your Life in your hands”.

Otra idea que tenemos arraigada producto de la publicidad de los lácteos es que si no los consumimos podríamos en nuestra edad adulta sufrir de osteoporosis por deficiencia de calcio. Pues hay estadísticas que dicen que los países con mayor producción y consumo de leche de vaca también son los que mayor índice de osteoporosis de sus habitantes tienen. Y los países en donde los lácteos animales no se consumen o se consumen muy poco la osteoporosis no existe, es una rara enfermedad para sus habitantes. Esto está documentado el libro Estudio China del Dr. Collin Campbell, y en otra cantidad de publicaciones de revistas médicas2.

Cuando tenemos enfermedades respiratorias como flemas, se recomienda evitar el consumo de lácteos, debido a que son altamente formadores de moco. La mucosa que generan en los intestinos predispone a todo tipo de infección de mucosas cómo infecciones de oído, resfríos, y sus enfermedades relacionadas.

A todo lo anterior se suma  la forma de producción láctea actual que para tener un mejor rendimiento inyectan a las vacas hormonas, antibióticos y cantidad de químicos tóxicos que son transmitidos a la leche sin que con el proceso de pasteurización se eliminen completamente.

Consumiendo una dieta balanceada basada mayoritariamente en frutas y verduras, algas, semillas y frutos secos en menor cantidad, obtenemos todos los nutrientes necesarios, además de realizar ejercicio físico con regularidad.

Afortunadamente hay alternativas para las personas que les es difícil dejar de consumir  lácteos de origen animal y son las leches  vegetales por ejemplo, almendras, ajonjolí, quinoa, amaranto, avena, etc, que son deliciosas y se pueden variar cada vez para tener un gusto y nutrientes diferentes. También se pueden preparar quesos y helados y otras múltiples recetas para la transición a llegar a no depender de éstos en absoluto.

leches

  1. Esta es la página de Jane Plant http://www.cancersupportinternational.com/janeplant.com/
  2. En esta página encuentras referencia a esos estudios http://www.4.waisays.com/CalcioExcesivo.htm

 

serenidad

La experiencia de un momento está determinada por aquello en lo que centres tu atención en ese instante.

Cuando desplazas tu atención por decisión propia, estás utilizando la voluntad.

Cuando tu atención fluye hacia los pensamientos, dejas de estar verdaderamente presente en la realidad de cada momento. Los pensamientos vagan por el pasado o por el futuro; en lugares y situaciones imaginarios. Atrapado por ellos, permaneces “perdido en tus pensamientos”.

Curiosamente, tu cuerpo no lo sabe, y reacciona como si tus pensamientos fueran reales. Si te enredas en pensamientos sobre una pelea que tuviste con alguien, tu cuerpo liberará adrenalina preparándose para “pelear”. De hecho el cuerpo convierte los pensamientos cuánticos en una realidad física. Y paga un alto precio por ello.

Cuando tu atención fluye hacia la mano, permanece en el presente. Tu mano está aquí y ahora. No es una idea de una mano, pasada o futura. Y lo mismo pasa con cualquier parte del cuerpo: existe en el presente. Mantener la atención en la mano u otra parte del cuerpo es una manera de anclarte en el presente.

Fragmento del libro “Clean” del Dr. Alejandro Junger

Con la modernidad y “simplicidad” de una vida práctica que nos ofrecen comercialmente para “facilitar nuestras actividades diarias” nos hemos ido llenando de productos especializados para cada “necesidad”. Es así como hemos atiborrado nuestros hogares y vidas de una gran cantidad de productos de limpieza profunda para la “extrema suciedad”.

Cuando empezamos a leer etiquetas de los productos que utilizamos cotidianamente y que nos parecen indispensables, nos damos cuenta que contienen una lista de ingredientes con nombres extremadamente raros, que no podemos ni pronunciar y por consiguiente intensamente tóxicos para nuestra salud y para la de nuestro planeta. Tanto es así que puede haber más tóxicos dentro de un hogar aparentemente impecable y limpio, que en la misma calle. Pero lo que nos dicen sus fabricantes es que se utilizan en cantidades muy pequeñas y “manipulándolos adecuadamente” no representan ningún riesgo para nosotros.

En el momento que tomamos consciencia del asunto, nos damos cuenta que así los “utilicemos adecuadamente” , como nos recomiendan, van a terminar en el vertedero, contaminando fuentes fluviales y destruyendo la vida de otros seres afectando nuestro ambiente e incrementando nuestra huella ecológica. En conclusión, desde nuestros hogares contribuímos silenciosa y la mayoría de la veces ingenuamente al deterioro no solamente de nuestra salud, sino también la de nuestro planeta.

eco

Afortunadamente tenemos alternativas más naturales, sencillas y armoniosas que increíblemente son mas efectivas que el cargamento de tóxicos que compramos en el mercado, esto sólo se puede comprobar al ponerlas en acción, porque parecen mágicas por su efectividad. Adicional estas alternativas, tienen un beneficio extra y que podría pesar también bastante a la hora de elegir pues nos ayudan a ahorrar dinero porque son muchísimo más económicas y tiempo porque son muy efectivas.

Nuestros limpiadores estrella ecológicos que no generan desperdicios tóxicos que le cuesten mucho tiempo y energía transformar a nuestro planeta son:

  • Bicarbonato de sodio
  • Vinagre
  • Borax
  • Ácido Bórico
  • Limón
  • Sal
  • Agua oxigenada

Aquí relacionamos algunas recetas con estos ingredientes “mágicos” y sus aplicaciones en el hogar:
LIMPIADOR MULTIUSO: Partes iguales de vinagre y agua, gotas de zumo de limón. Se guarda en una botella con spray y se usa para casi todo.

OTRO LIMPIADOR MULTIUSO: Si te huele muy fuerte el vinagre, puedes dejar en un frasco de vidrio tapado con cáscaras de cítricos, limón,mandarina, naranja una taza de vinagre por ahí unos ocho días bien tapado y luego de este tiempo lo cuelas y agregas la misma cantidad de agua y limpia buenísimo, sirve de limpiador para el piso, mesones, vidrios, para el lavamanos rociándole un poquito de bicarbonato, igual para la ducha etc

HORNO O ESTUFA: 3 partes de bicarbonato de sodio, 1 parte de sal 1 parte de agua. Se hace una pasta con estos ingredientes y se deja en la superficie a limpiar un rato, luego se limpia con un trapo y sale toda la grasa y suciedad facilísimo.

SANITARIOS: 1/4 taza bicarbonato de sodio, 1 taza de vinagre blanco. Tíralo al inodoro y estriega con cepillo, deja actuar una media hora y luego enjuagas.
Otra opción es 1/4 taza bórax se rocía al inodoro y se deja actuar media hora y luego enjuagas (Yo también lo he hecho con ácido bórico y funciona)

ROPA: Para limpiar y desodorizar la ropa es genial el bicarbonato de sodio, la cantidad es la mitad de lo que se utiliza con el detergente normal, para nuestro caso son 3 cucharadas soperas, pero te toca medirlo para ver cuanto te da a ti.
A nosotros nos ha funcionado bien así, pero se puede hacer también mitad bicarbonato y mitad de detergente o un cuarto de detergente, ahí miras como se te acomoda mejor a ti. Lo que hacemos es diluir el bicarbonato en un poco de agua y luego lo echamos a la lavadora para que haga su ciclo normal. Si la ropa está muy sucia puedes dejarla remojando de 15 minutos a media hora en el agua con bicarbonato.

BLANQUEAR ROPA: Para reemplazar el límpido, yo solamente lo utilizaba en las toallas para secarnos el cuerpo, después del primer enjuague agrego el zumo de dos limones y un puñado de sal.Y si se seca al sol se refuerza el efecto.

Otra opción para blanquear diferente a la anterior es la siguiente: Cuando bebemos o utilizamos limón diariamente, vamos guardando las cáscaras en un recipiente dentro del congelador y como nosotros consumimos bastante, al cabo de una semana o dos ya tenemos suficientes cáscaras recopiladas y congeladas; entonces las vertimos en una olla con un poquito de agua de modo que las alcance a tapar no más y se ponen a hervor. Apenas hierven se apaga el fuego y se deja enfriar un poco para posteriormente colarlas y nos queda aproximadamente un poco menos de medio litro de un líquido amarillo verdoso con un olor bastante agradable a limón. A este líquido agregamos un chorrito como de unos 100ml de agua oxigenada y cuando sea el momento de aplicar el límpido o blanqueador, lo reemplazamos por este líquido en su totalidad. Ayuda a desinfectar y deja un aroma bien agradable.

SUAVIZANTE: Para reemplazar el suavizante de telas como las toallas y tendidos de cama, se aplica en el último enjuague  alrededor de media taza 125ml de vinagre, que además de aportar suavidad, agrega más desinfección y desodorización. Con respecto al aroma del vinagre no queda olor después de secarse la ropa.

Aquí hemos relacionado lo que más nos ha funcionado, pero alternativas hay muchas, lo importante es empezar a actuar y buscar las que más se acomoden a cada situación en particular, sabiendo que tendremos beneficios en salud y económicos al utilizarlas, es sólo cuestión de cambiar el paradigma que tenemos de que todo se debe conseguir en el mercado ya listo para cada necesidad llenándonos de potes y potes de múltiples tóxicos.

En múltiples ocasiones en nuestras vidas necesitamos un mapa, una ruta a seguir que esté bien definida y explicada correctamente.

Por este motivo en diferentes religiones y culturas se han creado las Tablas de Mandamientos. Son instrumentos que nos recuerdan constantemente lo que debemos o no hacer en determinadas situaciones.

En el momento actual prima generar una apertura de consciencia a todos los seres humanos para realizar cambios que eviten el deterioro de nuestro precioso planeta.  Es por eso que nos ha encantado esta ilustración que encontramos publicada en la página des-bordes.org con los Diez Mandamientos para una Vida Sustentable. Importante memorizarla y compartirla con nuestros conocidos y amigos, el cambio global se puede lograr paso a paso y firme empezando por cada uno de nosotros.

  1. Cuidarás el agua
  2. Economizarás energía
  3. Producirás menos residuos
  4. Utilizarás envases reciclables
  5. Evitarás usar productos químicos
  6. Evitarás el uso de bolsas plásticas
  7. Reutilizarás papel
  8. Te transportarás usando bicicleta o caminando
  9. Cuidarás la flora y la fauna
  10. Pensarás sostenible globalmente y actuarás localmente