Entradas

Uno de los recursos naturales que mayor preocupación genera debido a su preservación es el agua. Aquí le contamos cómo contribuir al cuidado de este recurso y promover prácticas de responsabilidad ambiental.

1. Cambiar el sistema tradicional del baño y modernizarlo con sistemas economizadores que permiten elegir la cantidad de agua que el usuario quiere dentro del tanque. Existen válvulas de doble descarga que permiten decidir si la descarga que se quiere evacuar es para líquidos o sólidos; esto genera un ahorro entre 2 a 4 litros cada vez que se usa.

2. Cerrar el grifo al cepillarse los dientes o al afeitarse, al hacer esto se puede ahorrar hasta 10 litros de agua.

3. Ducharse en vez de bañarse genera un ahorro de 150 litros de agua. Con las duchas no se requiere esperar a que el agua salga caliente como sucede con los calentadores de acumulación.

4. Es importante arreglar las averías de grifos y cañerías. Un grifo que gotea pierde aproximadamente 30 litros diarios de agua.

5. Regar las plantas al anochecer para evitar pérdidas debido a la evaporación. Si la persona no cuenta con un sistema de riego adecuado, existen en el mercado pistolas de riego diseñadas especialmente para este fin.

6. Los electrodomésticos como la lavadora y el lavaplatos son los que mayor cantidad de agua emplean. Se recomienda al momento de utilizarlos llenarlos con la mayor cantidad de elementos a lavar.

7. En tu hogar, puedes recoger agua lluvia para usarla en el riego del jardín y de la plantas o para soltar los inodoros.

La electricidad nos permite  vivir más cómodamente. Pero, a medida que la población mundial ha ido creciendo, ha aumentado la demanda por este servicio y, a veces, debido a la falta de mantenimiento ocurren los llamados apagones. Que hacer cuando esto ocurre:

Si es de día:

  • Aprovechar el tiempo y leer algún buen libro
  • Si estás con amigos o familia, aprovecha el tiempo para entretenerse con algún juego de mesa o cartas
  • Si vives en un ambiente fresco o frío aprovecha el tiempo para estar al aire libre y reflexionar

Si es de noche:

  • Ten una linterna a mano y úsala para buscar velas y fósforos.
  • Enciende unas cuantas velas y ten cuidado al desplazarte de no tropezarte en la oscuridad con algún mueble.
  • Sal un rato afuera y admira las estrellas, generalmente estas, no se ven bien por la luz eléctrica de las ciudades
  • Reúnete con tu familia o amigos para hablar y disfrutar del tiempo sin mayores distracciones
  • Aprovecha y duerme un poco más temprano

En esta época del año se recomienda usar la tarjeta de crédito de forma inteligente. Prepare su plan de gastos para que no empiece un nuevo año con exceso de deudas.

1. Comience a ahorrar ahora. Mire lo que gasto el año pasado y trate de ahorrar esa cantidad en los próximos dos meses.

2. Presupuesto. Haga un presupuesto y lleve un registro de todas las compras de regalos y gastos de las fiestas, de los sellos a los alimentos para la fiesta de la oficina. Es difícil para los compradores hacer un presupuesto y fácil subestimar sus gastos.

3. Cambiar sus hábitos de compra ahora, antes de contagiarse del espíritu de la temporada. Si usted no puede darse el lujo de pagar su tarjeta de crédito en noviembre, no puede tampoco darse el lujo de gastar mucho más en diciembre.

4. La mejor manera de cumplir con su presupuesto y evitar los gastos impulsivos es pagar en efectivo. Sacar plata de su billetera o cartera y entregarla a otra persona es doloroso, y también le recuerda que entre menos gasta, más puede mantenerla.

5. Verifique sus cupos en las tarjetas de crédito. Antes de hacer sus compras, verifique que tenga el cupo suficiente para hacerlo. Exceder su límite de crédito, le puede causar mayores cobros de intereses y bajar su calificación crediticia.

6. Pague a una cuota. Si no alcanza a ahorrar todo lo que tiene presupuestado para los gastos navideños, pida que le difieran a un mes sus compras y así no tendrá que pagar intereses y podrá pagar en enero.

Usted como consumidor pueden tomar medidas que le ayudarán a reducir el consumo de gasolina, producto cuyo precio va en aumento junto con la tendencia al alza en el mercado petrolero.

1. Mantenga perfectamente sincronizado el vehículo.

2. Realice revisiones periódicas del estado general del vehículo.

3. Al arrancar no es necesario calentar el motor del auto. Cuando no está en movimiento, solo se desperdicia gasolina y se provoca un desgaste prematuro del motor.

4. Acelere gradualmente, presionando con suavidad el pedal. Pisarlo a fondo produce hasta cuatro veces más consumo que si lo hace en forma moderada.

5. Seleccione la velocidad del crucero más adecuada a su ruta y las condiciones de tráfico, y manténgala constante, la mayor parte de los vehículos ofrece un óptimo rendimiento entre 60/80 kilómetros por hora.

6. Si su auto es de transmisión manual cambie a una velocidad superior cuando el sistema motor lo permita. Las velocidades bajas están diseñadas para lograr un alto empuje y una rápida aceleración.

7. Recorra estaciones de servicio antes de comprar, los precios pueden variar incluso entre gasolineras que venden la misma marca.

8. Compre gasolina por la mañana, cuando las temperaturas son bajas, esto hace que la gasolina sea más densa. Las bombas de gasolina miden y cargan según el volumen, no según la densidad.

9. Use las tarjetas de crédito de las gasolineras; algunas ofrecen un descuento entre un 5% y 10%.

10. Llene él deposito del tanque antes de que este baje a la mitad. Mientras más combustible haya en él deposito, menos aire hay en el mismo. El carburante se evapora más rápidamente de lo que usted piensa.


La obesidad, que está alcanzando número de epidemia en todo el mundo. Según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el problema no sólo afecta a la población adulta de los países desarrollados.

En el mundo, más de 22 millones de niños menores de cinco años son obesos o tienen sobrepeso. De ellos, 17 millones viven en países en de desarrollo.

Con estos siete pasos usted puede darle guerra a la gordura y convertirse en una persona saludable.

1. No haga dieta. Creando un déficit calórico de aproximadamente 500 calorías al día se debe perder en una semana 500 grs de peso. La mayoría de la gente provoca este déficit haciendo ejercicio y haciendo moderados cambios en su alimentación.

2.Comuníquese con su cuerpo. Las señales que nos envía el cuerpo, como ruidos en el estómago, dolor de cabeza, fatiga, irritabilidad, poca concentración, significa que están disminuyendo nuestras energías y no vamos a poder mantener nuestro ritmo metabólico basal normal. Escuchando estas señales podremos regular nuestras comidas.

3. Distinga entre hambre emocional y física. El hambre física es un proceso fisiológico que ocurre siempre durante 3 o 4 horas. Si usted no escucha los avisos del hambre, su cuerpo comienza a bajar el metabolismo para ahorrar energía. El  hambre emocional nos lleva a comer cuando estamos tristes, felices, ansiosos o aburridos.

4. Neutralize la comida. No hay comida buena o mala. Toda la comida es buena cuando se come con moderación. La comida que más nos prohibimos es la que más deseamos. El problema es el control de las porciones de ese tipo de comidas.

5. No saltear comidas. Coma frecuentemente durante el día, 3 comidas livianas y 2 o 3 snaks, estimula su metabolismo. Salteando comidas, incluyendo el desayuno, baja el metabolismo y guardamos energía.

6. No todos son iguales. La gente no pierde peso de igual manera, unos lo hacen más rápido al principio y luego van despacio y otros al revés. Lo más importante es el resultado a largo plazo. Es un trabajo duro pero de   efecto permanente.

7. Pensar positivo. No piense: “nunca voy a bajar de peso”; “me siento gordo”. Use lo negativo como soporte de sus metas, transfórmelo en positivo.


Cada vez que vamos al supermercado, muchas veces no tenemos claro qué es lo que vamos a comprar o simplemente nos antojamos de cosas que no son realmente necesarias. Fuera de hacer la típica lista hay otros pasos que se pueden dar para ahorrar varios centavos.

1. Seleccione los dias de descuentos en frutas y verduras que brindan los supermercados.

2. Cuando vaya supermercado, no vaya con el estomago vacio. Primero coma algo, así se antojará menos de cosas que no son del todo necesarias.

3. Inscríbete en un programa de fidelidad. Los mercados ofrecen estos programas en los cuales regalan puntos y descuentos, hay que aprovecharlos.

4. A la hora de escoger el aceite, busque los que salpiquen menos, de esta manera desperdiciará menos y notará el rendimiento. El aceite es un producto de consumo diario y es mejor comprarlo en tarro grande que en pequeño.

5. Cuando vaya a comprar arroz compare el valor de una libra por el de un kilo y al hacer la conversión de proporción escoja la opción más económica.

6. Al comprar la sal recuerde que por ser un elemento esencial en la cocina, le sale mejor comprarla por libra que por porciones.

7. Fíjate en los estantes más altos y bajos. Los mercados ponen los productos más populares (y más caros) en los estantes a la altura media porque es lo más fácil de ver y meter en el carrito.

8. La margarina viene en diferentes presentaciones que se adaptan de acuerdo con su presupuesto.

9. Al comprar productos perecederos fijate muy bien y selecciona los que tienen la fecha de caducidad más alejada del día actual.

10. Garbanzos, lentejas, fríjoles y granos en general, es mejor comprarlos secos ya que así rinden más y son más económicos.

11. Compre la panela en bloque, es más económica que si la compra por en otra presentación, de todas formas puede rayarla en casa.

12. Cuando la papa está en cosecha debe aprovechar para comprar una buena cantidad ya que este tubérculo se mantiene sano por un tiempo aproximado de un mes, eso sí, recuerde que no debe almacenarla húmeda sino seca.

13. La pasta puede comprarla por paquetes grandes que puede hacer rendir para dos días dependiendo del número de miembros que tenga su familia.

14. El café es recomendable comprarlo concentrado y no instantáneo, pues requiere de menos agua y menor cantidad, por lo que rendirá aún más.

15. El plátano verde o amarillo es un buen acompañante de las comidas en tajadas o en patacón, además es económico y rendidor.

Se acerca diciembre y con este mes llega la Navidad, época de un gasto extra, ya sean regalos, comidas o cenas de celebraciones, son días en los que precisamente no se tiene en cuenta la palabra ahorro.

Aquí van varios consejos que bien vale la pena tener en cuenta en este final de año

1) Compara precios. A la hora de comprar, sea un regalo o productos alimenticios para una cena, compara siempre entre varias tiendas. Muchas veces hay diferencias importantes en precios y no hay que comprar lo primero que vea, porque probablemente lo verá en otro sitio más barato.

2) Aprovecha los descuentos y promociones. Noviembre es el mes indicado para adelantarse y comprarle los regalos a sus familiares, amigos y hasta a su pareja. Dese una vuelta por los centros comerciales de su ciudad y seguramente encontrará muchos artículos con descuentos. Hay muchas oportunidades que ponen las marcas o comercios, que para ellos sirven para estimular la demanda y a nosotros para ahorrar.

3) Compra online. Comprar en Internet cada vez es una opción mas recomendable. ¿Ventajas? Envío a domicilio, productos muchas veces más baratos y el hecho de poder quitarte el problema de elegir y comprar los regalos que vas a hacer sentado en tu casa delante del computador.

4) Haz una lista de regalos. Haga de cuenta que le va a escribir una carta a los Reyes. Planificar siempre suele conllevar ahorro y no comprar a lo loco.

5) No deje las comprar para el último día. Muchas veces por comodidad lo dejamos todo para el final. Nos vemos el 24 de diciembre y nos encontramos con que no hay lo que estamos buscando y nos toca comprar otra cosa que probablemente no esté prevista en nuestro presupuesto.

6) No gastes más de lo necesario. Una afirmación sencilla de decir, pero complicada de cumplir. Navidad no tiene porque ser sinónimo de derroche. Si planificas tus gastos sabrás cuánto vas a gastar para que no te lleves sorpresas.

7) Calcula y limita tu presupuesto. Es sumamente importante que hagas un presupuesto de gastos. Un presupuesto que sea realista, contando con que pueden surgir imprevistos. Calcula, antes de empezar a gastar, cuánto gastarás. Así te puedes hacer una idea de la suma total del gasto, de si realmente te lo puedes permitir, y además te servirá de guía para tus compras.

George S. Clason, en su clásico libro “El hombre más rico de Babilonia“, que narra la historia de un personaje llamado Arkad, el cual es el hombre mas rico y prospero de babilonia.  Arkad esta comentándole a dos colegas como fue que consiguió tanta fortuna y como hacia para que su riqueza creciera más y más, mientras el trabajaba menos, asi pues  habla de los 7 remeidos y de las cinco leyes del oro, estas son:

LOS 7 REMEDIOS:

1. Comience a llenar su bolsa.
Arkad aprendio que  era necesario que el se pagara a si mismo. Razon por la cual empezo a ahorrar el 10% de su salario, para de esta manera tener un dinero base con el cual poder llenar su bolsa.

2. Controle sus gastos
. El Panadero, El carnicero, El lechero. Todos ellos son  gastos necesarios para sobrevivir. Pero existen otros gastos que son lujos los cuales solo sacaran dinero de nuestro bolsillo. La idea no es ser tacaño. La idea es balancear estos deseos para que sean gastos controlados.

3. Haga dar frutos a su dinero. Se puede entender como “Haga que el dinero trabaje para usted”. Cada centavo que usted ahorra debe generar mas ganancias. Es la habilidad de invertir en buenos negocios.

4. Impida que sus tesoros se pierdan. No dejes en manos equivocadas tus inversiones. No dejes que un obrero te hable sobre joyas. o un lechero sobre madera. Debes buscar los expertos y confiar en que ellos le darán el uso correcto a tu dinero.

5. Haga que su propiedad sea una inversión rentable.
Se resume en una sola frase “Posee tu propia casa”.

6. Asegúrese ingresos para el futuro. Debes pensar que en algún momento de tu vida seras viejo. Entonces debes buscar una fuente de ingreso que cubra esta maravillosa fase de la vida. Claro esta que el dinero que has conseguido en tu juventud es el que tendrá que trabajar por ti.

7. Aumente su habilidad en la adquisición de bienes. A medida que vayas desarrollando tu habilidad para colocar a trabajar tu dinero. Debes pensar en productividad, Busca buenos negocios que te permitan adquirir buenos bienes.

LAS CINCO LEYES DE ORO

I. El oro acude fácilmente, en cantidades siempre más importantes, al hombre que reserva no menos de una décima parte de sus ganancias para crear un bien en previsión de su futuro y del de su familia.

II. El oro trabaja con diligencia y de forma rentable para el poseedor sabio que le encuentra un uso provechoso, multiplicándose incluso como los rebaños en los campos.

III. El oro permanece bajo la protección del poseedor prudente que lo invierte según los consejos de hombres sabios.

IV. El oro escapa al hombre que invierte sin fin alguno en empresas que no le son familiares o que no son aprobadas por aquellos que conocen la forma de utilizar el oro.

V. El oro huye del hombre que lo fuerza en ganancias imposibles, que sigue el seductor consejo de defraudadores y estafadores o que seña de su propia inexperiencia y de sus románticas intenciones de inversión.

Este es un libro que recomendamos ampliamente!

Algúnas cosas son más faciles de lo que parecen…. Si desean conseguir libertad financiera estos 3 simples pasos son la clave:

  1. Gastar menos de lo que ganas.
  2. Invertir la diferencia.
  3. Repetir los pasos 1 y 2 durante mucho tiempo hasta lograr libertad financiera.

¿FACIL NO?

Algunas personas sin saberlo llevan un nivel de vida agobiante salir a comer bien, llevar ropa de marca, ir a los mejores sitios de la ciudad, en fin llevaban unos hábitos que no les permiten ahorrar dinero y al final de cada mes se ven sin un peso ahorrado y con la soga al cuello.

Aquí están diez maneras en que puedes ir ahorrando dinero cada mes y que a la larga podrán darte la libertad financiera tan anhelada.

  1. Lo primero es saber a donde se va su dinero.  Puedes quedar sorprendido al darte cuenta de cómo gastas el dinero que ganas cada mes!  Todo lo que tienes que hacer es realizar un seguimiento para esto solo necesitas de una pequeña libreta o cuaderno de anotaciones.En este cuaderno vas a anotar todo lo que compras semanalmente. Y luego vas a ordenar por categorías tus compras tales como mercado, servicios, diversión, transporte, etc… Por ejemplo, la comida rápida, y el cine pertenecen a la categoría diversión. Cuando haya terminado con este pequeño ejercicio, a continuación, agregue el total de gastos para un mes completo.

    ¿Estás sorprendido del resultado?  Un montón de gente se sorprende de lo mucho que efectivamente gasta en comida chatarra y similares. Por supuesto,  si la compra de esos artículos ya es un hábito,  se podría pensar que sería difícil romper el hábito, pero si lo intentan, pueden realmente reducir el despilfarro.

    Recuerda que el ahorro de unos pesos semanales puede verse traducido a varios miles al mes.

  2. No pasees en centros comerciales, tal vez sea un hábito para ocupar tu tiempo libre, pero si no sales para hacer compras necesarias, seguramente terminaras por antojarte de algo, que te hará gastar dinero. Obviamente si necesitas algo de la tienda, adelante y cómpralo, pero no salgas de paseo para hacer compras.
  3. No más televisión por cable, esta suscrito a un plan de muchos canales.  Bueno, también puede reducir este gasto. Pruebe con un paquete económico y vaya cambiando el hábito de ver tanta televisión.
  4. Reduzca el exceso de los teléfonos fijos y celulares en su casa. Esta es una forma de incrementar sus facturas mensuales.
  5. Ahorre energía y agua en el hogar lo más que pueda. Me parece que la mayoría de la gente usa más de lo que necesita. Revise si no tienes fugas, como llaves que gotean.
  6. Use el automóvil cuando es absolutamente necesario, hay gente que va hasta la esquina en auto, en lugar de esto puede caminar un poco más para hacer ejercicio.
  7. Maneja de forma adecuada la tarjeta de crédito, es un hecho las tarjetas de crédito son un veneno para el bolsillo,  trate de sacar a una cuota sus comprar y no diferirlas demasiado, ya que los interés son muy altos. De ser posible Cancélalas!
  8. Haga mercado para preparar sus comidas en casa, salir a restaurantes es bien costoso.
  9. Usa las cosas hasta desgastarlas, usualmente tiramos mucha ropa, demasiada… y muchas de esas prendas seguramente están en un estado perfecto, solo lo hacemos por moda o impulsivamente.
  10. Hazlo tu mismo ¿Puedes arreglar tu auto? ¿Hacer tu liquidación de impuestos? ¿Hacer una torta? ¿Coser una camiseta? ¿Puede cortarte el cabello alguien de tu familia? Mil veces más barato!
  11. Hágase un plan de retiro, aunque la cantidad aportada sea pequeña, abra su cuenta individual de retiro y aporte cada mes lo que ha ahorrado con los puntos anteriores

Puedes utilizar todas estas estrategias para ahorrar dinero, reducir tus deudas y a la larga mejorar tu nivel de vida pero no significan nada si no lo haces con disciplina. Animo!!